American Pie – Don McLean

La canción trata sobre “el día en que murió la música”. El 3 de febrero de 1959 mueren en un accidente aéreo Buddy Holly, Ritchie Valens y The Big Bopper. La canción hace un repaso de la historia de la música americana a partir de ese momento.

Mucho se ha escrito sobre el significado de la letra de la canción. La letra habla de una doble pérdida: Por un lado la perdida de inocencia de un muchacho que vió como morían sus héroes en un accidente aéreo, o como moría su padre en 1961; y por otro lado, la perdida de la inocencia de un país que se despertó de la idílica década de los 50’s, con la muerte de John Kennedy, de Martín Luther King, de los soldados americanos en Vietnam.

La canción habla de los Monotones y su éxito de 1958 “The Book of Love”. De slow dance “bailar lento y del rhythm ‘n’ blues y de la canción de Marty Robbins A White Sport Coat (And a Pink Carnation) y de su furgoneta pick ‘up de teenager. Y luego entra de lleno en Bob Dylan, al que considera un bufón (jester) envuelto en la cazadora de James Dean, al que reprocha vivir de las rentas musicales; y se refiere también a un Elvis en decadencia (“The King is looking down”); y a los Beatles, y su deriva política (“reading Marx”) y su Seargent Pepper, y al Charles Manson (Helter Skelter) que se inspiró en White Album. Nos recuerda también cuando los Byrds “cayeron en la hierba” (los pillaron con marihuana) y cuando “todos estaban en un único lugar” (Woodstock), una generación perdida en el espacio… y en otras sustancias.

Y entonces llegan los Rolling Stones y su Jampin’ Jack Flash (“Jack Flash sat on a candlestick”) y su simpatía por Satán; y aparece una chica que canta blues (Janis Joplin) a la que pregunta por alguna noticia feliz… pero se va (muere) con una sonrisa. Y Don McLean se lamenta, porque los tres hombres que más admira (“The Father, Son and Holy Ghost”: Valens, Big Bopper y Holly) han cogido el último tren a la costa, el día que murió la música… “the day the music died”. Y volveremos a cantar “Bye, bye, Miss American Pie…” una y otra vez, pero no como un lamento por la música perdida, sino para dar gracias por un himno que sigue vivo en nuestra memoria. Y en nuestro iPod.

Hace un largo, largo tiempo
Aún puedo recordar
Cómo esa música me hacía sonreír
Y sabía que si tuviera mi oportunidad
Podría hacer bailar a esa gente
Y tal vez, ellos serían felices por un momento

Pero Febrero me hizo estremecer
Con cada diario que entregaría
Malas noticias en la puerta
No pude dar un paso más

No puedo recordar si lloré
Cuando leí acerca de su novia que dejaba viuda
Pero algo me tocó muy profundamente
El día que la música murió

Así que adiós, Señorita American Pie
Conduje mi Chevy a la recepción
Pero la recepción estaba seca
Y ellos, muchachones buenos, estaban bebiendo whisky y centeno
Cantando, “Este el último día que yo muera
Este será el último día que yo muera”

¿Escribiste el libro de amor
Y tienes fe en Dios
Si la Biblia te lo cuenta?
¿Crees en el Rock and Roll
Que la música puede salvar tu alma mortal
Y puedes enseñarme como bailar realmente despacio?

Bien, yo sé que tu estás enamorada de él
Porque te vi bailando en el gimnasio
Ustedes dos se sacaron los zapatos
Hombre, yo excavo esos ritmos y blues

Yo era un adolescente solitario resistiendo
Con un clavel rosado y una camioneta pick up
Pero yo sabía que no tenía suerte
El día que la música murió

Yo comencé a cantar
“Adiós Señorita American Pie”
Conduje mi Chevy a la recepción
Pero la recepción estaba seca
Y ellos, muchachones buenos, estaban bebiendo whisky y centeno
Cantando, “Este el último día que yo muera
Este será el último día que yo muera”

Ahora por los diez años que hemos sido por nosotros mismos
Y el musgo crece grueso sobre un Rollin’ Stone
Pero no es así como yo solía estar
Cuando el bromista cantó para el Rey y la Reina
Con una chaqueta que él le pidió prestada a James Dean
Y una voz que vino de ti y de mi

Oh, y mientras el Rey miraba hacia abajo
El bromista robó su corona espinosa
La sala del tribunal fue aplazada
No hubo ningún veredicto
Y cuando Lennon leyó un libro de Marx
El cuarteto practicó en el parque
Y nosotros cantamos endechas en la obscuridad
El día que la música murió

Nosotros cantábamos
“Adiós Señorita American Pie”
Conduje mi Chevy a la recepción
Pero la recepción estaba seca
Y ellos, muchachones buenos, estaban bebiendo whisky y centeno
Cantando, “Este el último día que yo muera
Este será el último día que yo muera”

Helter Skelter en un calor sofocante de verano
Las aves volaron con un resguardo de la radioactividad
Se elevaron ocho millas y cayeron rápido
Aterrizaron en el césped
Los jugadores intentaron un paso delantero
Con el bromista en un lanzamiento lateral

Ahora el aire de medio tiempo era un dulce perfume
Mientras los sargentos tocaban una marcha
Todos nosotros nos levantamos a bailar
Oh, pero nosotros nunca tuvimos la oportunidad
Porque los jugadores intentaron tomar el campo
Los de la banda se negaron a continuar
¿Tu recuerdas lo que se reveló
El día que la música murió?

Nosotros comenzamos a cantar
“Adiós Señorita American Pie”
Conduje mi Chevy a la recepción
Pero la recepción estaba seca
Y ellos, muchachones buenos, estaban bebiendo whisky y centeno
Cantando, “Este el último día que yo muera
Este será el último día que yo muera”

Oh, y allí estábamos todos en un lugar
Una generación perdida en el espacio
Sin tiempo para comenzar nuevamente
Pues vamos: ¡Jack sé ágil, Jack sé rápido!
Jack se sentó rápido sobre un candelero
Porque el fuego es el único amigo del diablo

Oh, y mientras lo miraba sobre el escenario
Mis manos apretaban los puños de rabia
Ningún ángel nacido en el infierno
Pudo romper aquel hechizo satánico
Y mientras las llamas subían alto en la noche
Para alumbrar el rito del sacrificio
Yo lo vi a Satanás riendo con deleite
El día que la música murió

Él estaba cantando
“Adiós Señorita American Pie”
Conduje mi Chevy a la recepción
Pero la recepción estaba seca
Y ellos, muchachotes buenos, estaban bebiendo whisky y centeno
Cantando, “Este el último día que yo muera
Este será el último día que yo muera”

Yo conocí una chica que cantaba blues
Y le pregunté por alguna noticia feliz
Pero ella sólo sonrió y se fue
Yo vine a la tienda sagrada
Donde yo escuchaba la música años antes
Pero el hombre allí dijo que la música no tocaría más

Y en las calles los niños gritaban
Los amantes lloraban y los poetas soñaban
Pero no se habló ninguna palabra
Las campanas de la iglesia estaban rotas
Y los tres hombres que yo más admiro:
El Padre, El Hijo y El Espíritu Santo
Tomaron el último tren hacia la costa
El día que la música murió

Y ellos estaban cantando
“Adiós Señorita American Pie”
Conduje mi Chevy a la recepción
Pero la recepción estaba seca
Y ellos, muchachones buenos, estaban bebiendo whisky y centeno
Cantando, “Este el último día que yo muera
Este será el último día que yo muera”

Ellos estaban cantando
“Adiós Señorita American Pie”
Conduje mi Chevy a la recepción
Pero la recepción estaba seca
Eellos, muchachones buenos, estaban bebiendo whisky y centeno
Cantando, “Este el último día que yo muera”

Si sabéis ingles este video explica perfectamente aquellos elementos reconocibles que aparacen en la canción de Don McLean.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Música y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s