El linajudo y el ciego

A un ciego le decía un linajudo:
“Todos mis ascendientes héroes fueron.”
Y respondióle el ciego: “No lo dudo;
yo sin vista nací: mis padres vieron.”
No se envanezca de su ilustre raza
Quien pudo ser melón y es calabaza. 

Juan Eugenio Hartzenbusch (1806-1880)

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Lengua y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s